La llegada de la primavera marca el fin de la temporada invernal y ello da pie a que adaptemos buena parte de la decoración de la casa, a fin de crear espacios ventilados y luminosos que nos sirvan como guarida. Para la diseñadora de interiores Ana Lucía Delgado, el tamaño de los espacios será fundamental para generar una atmósfera limpia y ventilada. Aunque siempre se agradece un gran ventanal, existen formas de generar la sensación de un ambiente diáfano y aireado.

Un tip es cerrar las habitaciones durante las horas más calurosas del día para evitar que se extienda el calor por la casa. También conviene aprovechar las horas más frescas de la noche abriendo las puertas para que circule el aire por todas las habitaciones. En total, basta con abrir las ventanas unos 10 minutos diarios para renovar el aire de una estancia. “Lo primero será no recargar los espacios. Si son ambientes pequeños, hay que reducir el mobiliario al mínimo, para crear espacios vacíos que permitan que el aire circule”.

Más allá de las características de cada casa, una buena opción para la ventilación son los ventiladores de techo, los que aportan frescura y estética a la decoración. Al respecto, Delgado aconseja que durante el verano las aspas del ventilador deberán girar en el sentido contrario a las agujas del reloj para impulsar hacia abajo una corriente de aire capaz de refrescar el ambiente. En invierno, en cambio, los ventiladores deberán girar hacia la derecha para desplazar el aire caliente -que se acumular en el techo- por toda la habitación.

Respecto a las paredes, Delgado explica que los colores de estas también afectarán la luminosidad de un espacio, y por ende la sensación de luminosidad y ventilación. Por ello, recomienda el uso de colores fríos como los azules y verdes. Finalmente, la experta aconseja utilizar plantas de hojas grandes para enfatizar la atmósfera de lugar fresco y veraniego.

Datos:

-Según el Feng Shui las ventanas deben abrirse hacia fuera como símbolo de bienvenida a la buena energía.
– Cuantas más personas viven en una casa, más tiempo y más veces se debe ventilar los ambientes.
– El lino y el algodón son perfectos para los meses más calurosos del año, pues su ligereza y suavidad transmiten frescura.

¡HAZTE FAN DE URBANIA AQUÍ!

Etiquetas:, ,