colocar cuadros

Cuadros: las piezas perfectas para realzar la decoración

Otórgale movimiento y dinamismo a cualquier ambiente de tu casa utilizando uno o más cuadros. Para darle ese efecto artístico la arquitecta Melissa Fernández indica que puedes recurrir a lienzos, fotografías, afiches, imágenes impresas o incluso portadas de discos.
(más…)

Cómo usar cuadros en la decoración

Los cuadros son un elemento decorativo muy importante en el hogar, pero hay ciertos detalles a considerar para sacarles provecho.
La regla principal, en cuanto a la distancia que debe haber entre un cuadro y otro es: cuanto más pequeño sea el cuadro, menor separación tiene que existir entre uno y otro.
Para una buena distribución de los cuadros, lo primero a tomar en cuenta es el espacio. Si la habitación o sala no es grande, evite colocar demasiados y así no saturarla.

Otro consejo es que el marco del cuadro siempre vaya a juego con los muebles. Sus temas (paisajes, láminas de ciudades, etc.) no tienen por qué coincidir de una pared a otra, pero sí los de la misma pared. Además, todos ellos deben ser del mismo estilo, marco y tonalidad.

La decoración se basa con el número de paredes. De esta forma, si tiene tres: para la pared del sofá coloque un cuadro grande y rectangular; dos cuadros rectangulares en vertical, uno al lado del otro; o cuatro cuadros cuadrados, distribuidos dos a dos. Siempre siguiendo un equilibrio.

En la pared mediana sitúe cuatro cuadros pequeños y en la pared más pequeña solo uno cuadrado de tamaño medio.

En el baño y en la cocina se suelen poner cuadros de menor tamaño y siempre con temas relacionados con el espacio en el que se encuentran.

En la cocina los puede colocar en la zona de la mesa y las sillas o en alguna columna, si es que tiene la cocina. Los cuadros con mayor tendencia son aquellos de punto de cruz, también utilizados para los baños. Estos llevan dibujos como tazas, saleros, azucareros e incluso pueden ser al mismo tiempo relojes. En el caso del baño, normalmente se […]